Pasar al contenido principal

Jean Jacques Rousseau II

Texto extraído de El contrato social

"Se sigue, de lo que precede, que lavoluntad general es siempre recta y tiende siempre a la utilidad pública; pero no se sigue que las deliberaciones del pueblo tengan siempre la misma rectitud. Se quiere siempre el propio bien, pero no se lo ve: nunca se corrompe al pueblo, pero a menudo se le engaña, y es únicamente entonces cuando parece querer lo que está mal.

Hay frecuentemente mucha diferencia entre la voluntad de todos y la voluntad general; ésta no mira más que el interés común; la otra mira el interés privado, y no es sino una suma de voluntades particulares; pero quitad de estas mismas voluntades los más y los menos que se destruyen entre sí, y queda como suma de las diferencias la voluntad general.

Si, cuando delibera el pueblo suficientemente informado, no tuviesen los ciudadanos ninguna comunicación entre sí, del gran número de pequeñas diferencias resultaría siempre la voluntad general, y la deliberación sería siempre buena. Pero cuando se forman intrigas, asociaciones parciales a expensas de la grande, la voluntad de cada una de estas asociaciones se vuelve general con relación a sus miembros, y particularmente con relación al Estado: se puede decir entonces que ya no hay tantos votantes como hombres, sino solamente tantos como asociaciones."

Preguntas para el comentario:

  • Exponer el problema que se plantea en el texto, indicando las ideas principales.
  • Analiza los términos subrayados en el texto.
  • Voluntad general y legitimidad del Estado: el contrato social.
  • Teniendo en cuenta la pregunta anterior, relaciona a Rousseau con algún otro autor o corriente de pensamiento, señalando aproximaciones o diferencias.